domingo, 6 de junio de 2010

Las Protestas Anti-Israelíes Llenan las Calles de Europa


Al-Manar
06/06/2010

Desde Frankfurt a Berlin y Düsseldorf, miles de manifestantes anti-israelíes marcharon a través de las ciudades de Alemania el sábado llevando banderas palestinas y pidiendo una acción con respecto a la masacre cometida por militares israelíes a bordo del barco Mavi Marmara.

Hay unos 2,8 millones de turcos o alemanes de origen turco en Alemania. Once alemanes iban a bordo del Mavi Marmara.

“Queremos justicia para nuestros compañeros asesinados,” dijo Hamit Savas. “Insistimos en poner fin al demente bloqueo de Gaza y pedimos libertad para nuestros hermanos palestinos.”

París, Londres, Madrid, Barcelona y Dublín han sido testigos de protestas similares. En Dublín los manifestantes mostraron su indignación no sólo por el asalto al Marmara, sino también por el abortaje del barco Rachel Corrie, que llevaba a activistas irlandeses.

En Suecia, los trabajadores portuarios anunciaron el sábado que boicotearían durante una semana los barcos israelíes que entraran en puerto y trataran de cargar o descargar productos. Un portavoz del Sindicato de Trabajadores Portuarios, Peter Annerback, dijo que los trabajadores harían “el trabajo de detectives” para averiguar si productos israelíes llegaran al país en buques no israelíes. Él pidió a otros sindicatos para que se unan a iniciativas similares. Siete ciudadanos suecos iban a bordo de la flotilla con rumbo a Gaza.

Noruega, por su parte, ha anunciado que iba a cancelar un seminario sobre operaciones especiales porque el Ministerio de Defensa noruego se había opuesto a la inclusión de un oficial del ejército israelí en el programa. Una portavoz del Ministerio, mayor Heidi Langvik-Hansen, dijo que “no es el tiempo adecuado” para oír una alegación de un oficial israelí, que fue identificado en este caso como el coronel Toledano.

En Inglaterra, en Bournemouth, una ciudad costera con una gran población judía y un alcalde judío, se produjeron llamamientos para cortar los vínculos de hermandad con la localidad israelí de Netanya. En una carta dirigida al periódico local Daily Echo, el residente Tony Williams dijo que “la última atrocidad” había mostrado “el desprecio israelí no sólo por el imperio de la ley sino también por la opinión de las naciones civilizadas del mundo.” “El próximo año en Bournemouth tendremos elecciones al consejo local y es esencial que todos los candidatos que concurran fijen su posición acerca del conflicto palestino-israelí,” dijo Williams.

El alcalde Barry Golbart dijo que la gente debería trabajar en pro de una “solución pacífica”. “Hablando personalmente, no como alcalde, mi posición es que no soy un israelí. Soy un hombre judío que vive en Inglaterra. Siento mucho este estado de cosas,” dijo al Echo.