lunes, 14 de junio de 2010

Haaretz: EEUU Informados por Anticipado del Asalto Israelí


Al-Manar
13/06/2010

Según el diario israelí Haaretz, que cita fuentes diplomáticas estadounidenses, el presidente norteamericano, Barack Obama, estuvo al corriente del asalto de las fuerzas militares de Israel contra la flotilla humanitaria internacional a Gaza el pasado 31 de mayo.

El periódico israelí desmiente así la afirmación de la Administración estadounidense que dijo poco después de la masacre israelí contra la Flotilla que no había sido informada de esta decisión de Tel Aviv. “Obama en persona habría procedido a un regateo sobre los detalles de esta operación mortal y criminal con los responsables de Tel Aviv y les había puesto en guardia contra la utilización de bombas de gas lacrimógeno.”

Según el periódico, el ministro de la guerra israelí, Ehud Barak, aceptó las demandas de Obama.

La prensa jordana ha señalado también que el presidente de EEUU fue informado con anticipación del asalto israelí en las aguas internacionales contra la Flotilla de la Libertad.

Leon Panetta, el jefe de la CIA, habría sido advertido por el Mossad algunos minutos antes del asalto israelí del navío turco Mavi Marmara.

Las operaciones fueron seguidas de forma continuada por aviones no tripulados israelíes, que enviaron las imágenes al Mando de la Marina de EEUU, que las transmitió a Panetta, manteniendo en todo momento informado al presidente Obama de la operación israelí en aguas internacionales.

Varias horas después de la acción, el jefe de Estado norteamericano reconoció las preocupaciones “legítimas” de parte de Israel por el “riesgo” que representaba para su seguridad el control de la Franja de Gaza por parte de Hamas, aunque precisó que el asalto “no mejora la seguridad de Israel a largo plazo.”

En una reciente entrevista con la televisión pública estadounidense, el vicepresidente norteamericano, Joe Biden, señaló, refiriéndose al incidente, que “Israel tiene el derecho absoluto a proteger sus intereses de seguridad.”

EEUU se ha negado a condenar a Israel por haber empleado la fuerza para detener el convoy humanitario, que fue tomado al asalto por fuerzas de élite israelíes, que abordaron un barco turco desde helicópteros.

La flotilla, compuesta de seis navíos, trataba de romper el bloqueo marítimo mantenido por Israel sobre la Franja de Gaza desde hace tres años y entregar decenas de miles de toneladas de ayuda humanitaria a la población de Gaza. Debido a la agresión militar, nueve civiles murieron y decenas más resultaron heridos.