sábado, 29 de mayo de 2010

La Flotilla de la Libertad, rumbo a Gaza cargada de ayuda humanitaria


ISRAEL LANZARÁ A SU EJÉRCITO PARA DETENER A LOS 750 ACTIVISTAS QUE DESAFÍAN EL BLOQUEO A LA FRANJA


Frente a las amenazas de Israel, los participantes en la Flotilla se mantienen firmes en su voluntad de hacer llegar 10.000 toneladas de materiales médicos, educativos y de reconstrucción al pueblo de Gaza.

Gladys Martínez López
Diagonal (Redacción)
Jueves 27 de mayo de 2010.
Fotos: David Segarra.La Flotilla de la Libertad, compuesta por nueve barcos cargados con 10.000 toneladas de ayuda humanitaria, ha abandonado hoy Turquía y Grecia con rumbo a la Franja de Gaza con la intención de abrir una brecha en el bloqueo israelí que asfixia a sus habitantes desde hace casi cuatro años. A bordo de la flotilla, en la que se ha convertido en la mayor operación coordinada para intentar romper el bloqueo, unos 750 activistas, periodistas, trabajadores humanitarios, médicos, profesores, artistas y diputados de 60 nacionalidades distintas custodian el material de reconstrucción, médico y educativo en su camino a la franja.

Sin embargo, Israel se moviliza desde hace días para impedir la entrada tanto de ayuda humanitaria como de cientos de testigos incómodos, y el Ejército se prepara para lanzar la operación militar Vientos del Cielo, mediante la cual pretende abordar los barcos en aguas internacionales, donde rige la legislación internacional y no la israelí, y desviarlos al puerto de Ashdod “por la fuerza si es necesario”, según informaba Haaretz. En Ashdod se ha preparado contrarreloj un macrocentro de detención e igualmente se ha habilitado la prisión de Beer Sheva en previsión de la detención de centenares de activistas internacionales, que serían posteriormente deportados.

A pesar de las amenazas israelíes, ni la Unión Europea ni el Gobierno español, que ahora ocupa la presidencia de turno de la UE, han anunciado ninguna medida para proteger a los activistas en el momento en que sean abordados en aguas internacionales, según ha denunciado Manuel Tapial, uno de los dos activistas españoles, de la Asociación Cultura, Paz y Solidaridad Haydée Santamaría, presentes en la Flotilla. Por ello, aunque sin perder la esperanza de que los barcos cargados de ayuda solidaria consigan llegar a su destino, además de reclamar la implicación de los Gobiernos, se ha convocado a la sociedad civil, para denunciar la impunidad de Israel y manifestar su solidaridad con el pueblo palestino y la flotilla humanitaria, a realizar concentraciones al frente del Ministerio de Asuntos Exteriores o consulados y embajadas de Israel a las 19 h del día posterior a la detención de la Flotilla de la Libertad.
.